ley de la segunda oportunidad
15 Jul 2019

Un caso real de éxito con la Ley de la Segunda Oportunidad

Un cliente de Uning se beneficia de la “Ley de la Segunda Oportunidad” bajo el apoyo de Delicias Díaz Hernández, administradora concursal del caso.

El juzgado de Huelva le perdona 28.000 de los 156.309 euros, que contrajo a través de varios microcréditos solicitados a 10 acreedores.

La “Ley de la Segunda Oportunidad”, regulada en el “Real Decreto Ley 1/2015”, y la labor de nuestra compañera Delicias Díaz Hernández, movieron la balanza a favor de nuestro cliente y redujeron considerablemente su deuda.

Esta legislación, que se puso en marcha en España en el año 2015, es un mecanismo que permite a particulares y autónomos aliviar una mala situación económica, sin descuidar los derechos de cobro de los acreedores. Una manera de buscar la renegociación o exoneración de las mismas, como es el caso que contamos a continuación.

También es fundamental el papel del derecho concursal, una rama orientada a analizar y medir la situación en la que se encuentra el deudor, que no puede hacer frente a sus obligaciones, y encargada de llevar a cabo las acciones legales correspondientes.

Aplicación de la “Ley de la Segunda Oportunidad” para encontrar una solución a su endeudamiento

Todo comenzó con la compra de un inmueble en la capital onubense, un piso antiguo que requería de numerosas reformas, y que finalizó en “un pozo sin fondo” debido a la facilidad con la que los acreedores le facilitaban los préstamos.

Ante el agobio de nuestro cliente, éste contactó con la compañía Repara tu Deuda, especializada en la “Ley de la Segunda Oportunidad”, y les expuso su caso para encontrar una solución a su grave problema. Aquí entró en acción nuestra administradora concursal, Delicias Díaz Hernández.

Tras dos años de trabajo, gestionando y moviendo papeleo, el juzgado de Huelva redujo la deuda unos 28.000 euros, sin incluir la hipoteca, motivo por el cual se ha recurrido y solicitado una dación de pago. Una alternativa a la ejecución hipotecaria, que le permitiría a nuestro cliente entregar su piso al banco como condonación de la deuda y alquilar el inmueble durante dos o tres años.

La “Ley 1/2013, de 14 de mayo, de medidas para reforzar la protección a los deudores hipotecarios, reestructuración de deuda y alquiler social”, apunta a la dación de pago del inmueble como una medida que reemplaza la ejecución hipotecaria.

¿Tienes alguna duda sobre la legislación de segunda oportunidad? Contacta con nosotros y consúltanos sin compromiso, te asesoraremos para ayudarte siempre que lo necesites.

dejar un comentario

(*) requeridos

Captcha *